hernandezJuan Orlando Hernandez firmo el día de hoy la instalación de La Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH), a lo que muchos hondureños le han denominado la copia barata de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Honduras (CICIH).

Con la firma de esta salida que le dio la OEA a Hernández, solo demuestra que el Presidente le tuvo miedo a llamar e instalar la CICIH con plenos poderes, al estilo Guatemala.

Después de ver lo que le paso al ex presidente de Guatemala, Otto Perez, quien hoy guarda prisión por las investigaciones y acusaciones que presento la CICIG, el miedo y el pavor se apodero de Hernandez y busco las salidas para no correr con la misma suerte de Perez Molina.

Otto Perez fue detenido y enviado a prisión gracias a la CICIG.
Otto Perez fue detenido y enviado a prisión gracias a la CICIG.

La CICIG en Guatemala si bajó a los corruptos del poder y que estaban en funciones. Tal fue el caso de la vicepresidenta de ese país, Baldetti.

También, la CICIG hizo que candidatos a la presidencia de dudoso comportamiento y que iban encabezando las encuestas, como ser Manuel Baldizón, perdieran la presidencia al evidenciarlos que estaban en contra de que los investigara la CICIG.

Hoy en la OEA, Hernandez firmó la MACCIH esquivando la voluntad popular de miles de hondureños que están en la calle que exigen la CICIH.

La MACCIH viene sin dientes. Su poder de acción es limitado a lo que le diga el Ministerio Público o a los casos que este le diga que investigue.