El vocero de la Misión de Apoyo Contra la Corrupción e Impunidad en Honduras (MACCIH), Luiz Antonio Marrey, anunció el jueves que se va del país a finales de junio.

Su decisión ya fue notificada ante la Organización de los Estados Americanos (OEA), para que busque su sucesor.

Uno de los casos presentados por Marrey fue el conocido como Pandora, cuyos altos implicados se encuentran en libertad.

Es el segundo portavoz de la MACCIH que deja su cargo en tres años de instalación.

Juan Jiménez Mayor, primer vocero de la MACCIH, denunció antes de abandonar el país amenazas a muerte por el sonado caso del Pacto de Impunidad.

El acto de corrupción, referente al cambio de texto en la Ley del Presupuesto General de la República.