Un Trump dispuesto a no conceder la victoria llama débiles a legisladores republicanos

Un Trump dispuesto a no conceder la victoria llama débiles a legisladores republicanos

Trump, no ha revelado su estrategia para mantenerse en el poder ya que el próximo 20 de enero el líder demócrata asumirá la presidencia.

conceder su victoria Donald Trump dirigiéndose a cientos de miles de seguidores en Washington. / Fotografía cortesía, vía Getty Images. / Créditos: Mandel Ngan, AFP.
Jacqueline Alvarenga
  • Jacqueline Alvarenga | 06-01-2021.1:37 pm.

El presidente estadounidense y líder republicano, Donald Trump, dijo ante ciento de miles de seguidores que no está dispuesto a conceder la victoria, la cual supuestamente logró y le fue quitada por medio de un fraude electoral que favoreció a Joe Biden.

Las declaraciones del gobernante se dieron durante una multitudinaria manifestación en Washington que ha fortalecido su intención de no ceder el poder luego que el Colegio Electoral confirmara el triunfo del líder demócrata.

Durante su mitin político, el mandatario además de confirmar que no está dispuesto a no conceder su derrota llamó débiles a los legisladores republicanos que ratificarán a Joe Biden como presidente electo.

Trump, no ha revelado su estrategia para mantenerse en el poder ya que el próximo 20 de enero el líder demócrata asumirá la presidencia.

Al respecto, el polémico gobernante pidió a su vicepresidente, Mike Pence no certificar en el Congreso el triunfo de su contrincante argumentando el fraude electoral que denunció desde septiembre del 2019.

En respuesta, el funcionario ha dicho que la Constitución del país no le confiera ese poder por lo tanto está fuera de su alcance. “La Constitución me impide reclamar autoridad unilateral para determinar qué votos electorales son válidos y cuáles no”, acotó Pence sobre las advertencias de no conceder la victoria.

Por su parte, varios legisladores republicanos tomaron esta tarde la determinación de objetar la victoria de Joe Biden en Arizona.

Con lo anterior, la certificación en el Congreso se retrasaría y dejaría un precedente negativo para la democracia de la nación norteamericana.

Mientras en el Congreso se discutía la certificación de Biden en el centro de Washington los seguidores del gobernante demostraban su fuerza.

Además, la intención de Trump de no conceder la victoria a Biden coincide con la perdida de un escaño en el Senado para los republicanos y la posibilidad que los demócratas logren mayoría en la Cámara Alta.