Un nuevo estudio concluye que el uso de PSi y DSA con Masimo SedLine® puede reducir significativamente el delirio posoperatorio

Un nuevo estudio concluye que el uso de PSi y DSA con Masimo SedLine® puede reducir significativamente el delirio posoperatorio

  • Business Wire | 17-11-2021.12:03 am.

NEUCHATEL, Suiza–(BUSINESS WIRE)–Masimo (NASDAQ: MASI) anunció hoy los hallazgos de un estudio prospectivo publicado en Frontiers in Neurology, en el que Na Xu, MD y sus colegas de Capital Medical University de Pekín investigaron si la anestesia general guiada con parámetros de monitoreo de la función cerebral de Masimo SedLine® en Root® podría reducir la incidencia de delirio posoperatorio (DPO) en pacientes que se someten a una endarterectomía carotídea (EAC). Utilizando una combinación del índice del estado del paciente (Patient State Index, PSi), un índice basado en electroencefalograma procesado (EEG), y la matriz espectral de densidad (Density Spectral Array, DSA) de SedLine, que representa la potencia del EEG en ambos hemisferios del cerebro, para guiar la anestesia durante la operación, los investigadores encontraron una reducción significativa del riesgo de delirio posoperatorio y llegaron a la conclusión de que los pacientes “pueden beneficiarse con el monitoreo de múltiples parámetros de EEG durante la cirugía”1.


Los investigadores observaron que el suministro de sangre al cerebro puede verse “gravemente interrumpido” durante la EAC, el tratamiento de referencia de la estenosis grave de la carótida, y que la función cerebral es “sumamente vulnerable” incluso a cambios breves del oxígeno y el suministro sanguíneo, además de a enfermedades vasculares como la estenosis de la carótida. El DPO es un tipo de disfunción neurológica geriátrica “común pero importante” que se relaciona con una mala prognosis a corto y largo plazo y costos de atención sanitaria más altos. Tras observar que la incidencia del DPO se relaciona con la duración de la depresión del EEG durante la intervención quirúrgica, se dispusieron a investigar si el monitoreo simultáneo de múltiples parámetros de EEG procesado para guiar la anestesia durante una intervención como la EAC podría impactar de forma positiva en la incidencia del DPO, en comparación con el uso de un solo parámetro.

Los autores inscribieron a 255 pacientes a quienes se les practicaría una EAC y los dividieron al azar en un grupo de intervención (n=127, media de edad 62) y un grupo estándar (n=128, media de edad 63). En el grupo de intervención, la anestesia general se manejó utilizando una combinación de monitoreo de PSi y DSA de Masimo SedLine (diseñado para reducir el riesgo del patrón paroxístico del EEG intraoperatorio); en el grupo estándar, se utilizó PSi sin monitorear la DSA. En ambos grupos los pacientes fueron además monitoreados con ecodópler transcraneal continuo y espectroscopia del infrarrojo cercano (near-infrared spectroscopy, NIRS) (diseñado para evitar la hipoperfusión o hiperperfusión cerebral perioperatoria). El resultado principal fue la incidencia del DPO, medido con el método de evaluación de la confusión, durante los primeros tres días posteriores a la operación. Los resultados secundarios fueron la duración de la estancia en el hospital (length of stay, LOS) y otras complicaciones neurológicas. Un equipo de neurofisiólogos evaluó de forma independiente los datos sobre la EEG recopilados por SedLine para calcular la duración acumulativa del patrón paroxístico para cada paciente.

Los investigadores hallaron que la incidencia del DPO era significativamente menor en el grupo de intervención (7,87 % de los pacientes) frente al grupo estándar (28,91 % de los pacientes, p < 0,01). Los pacientes del grupo de intervención también pasaron una cantidad de tiempo significativamente menor con depresión del EEG. No hubo ninguna diferencia significativa en la incidencia de otras complicaciones neurológicas.

Los investigadores llegaron a la siguiente conclusión: “La gestión de la anestesia general guiada por electroencefalograma procesado, que consiste en el monitoreo combinado del PSi y la DSA, puede reducir significativamente el riesgo de delirio posoperatorio en pacientes que se someten a una EAC. Los pacientes, especialmente quienes presentan fluctuaciones hemodinámicas o a quienes se practican intervenciones quirúrgicas que alteran la perfusión cerebral, pueden beneficiarse con el monitoreo de múltiples parámetros del EEG durante la operación”.

El delirio postoperatorio es un estado de confusión mental aguda que se caracteriza por alteraciones de la atención y la consciencia y un pensamiento desorganizado. El DPO, una complicación común e importante, afecta a hasta un 60 % de los pacientes tras una cirugía mayor2-5, es más común entre los ancianos2-5 y ocurre a hasta un 91 % de los gravemente enfermos6. El DPO se relaciona con peores resultados tanto a corto como a largo plazo y con costos más altos3,6-9, y numerosas entidades médicas —entre ellas, la Sociedad Estadounidense de Anestesiólogos (American Society of Anesthesiologists, ASA), el Instituto Nacional para la Calidad de la Sanidad y de la Asistencia del Reino Unido (United Kingdom National Institute for Health and Care Excellence) y el Colegio Estadounidense de Cirujanos (American College of Surgeons)— han hecho que la prevención del DPO sea una prioridad de salud pública10-13. La iniciativa de salud cerebral de la ASA, que se dedica a minimizar el impacto de los déficits cognitivos preexistentes y optimizar la recuperación cognitiva y la experiencia perioperatoria para los adultos a partir de, 65 años de edad que se someten a intervenciones quirúrgicas, describe el DPO como un “problema importante de salud pública”14. La incidencia del DPO se ha relacionado tanto con vulnerabilidades preoperatorias como con la duración acumulativa del patrón paroxístico del EEG intraoperatorio (de importancia clave para estudios como el tratado aquí). Tal como el presente estudio y otros han observado, el monitoreo del EEG procesado durante la operación, al ayudar al personal clínico a minimizar la duración del patrón paroxístico, puede reducir la tasa de DPO1,15-19.

@Masimo | #Masimo

Acerca de Masimo

Masimo (NASDAQ: MASI) es una compañía global de tecnología médica que desarrolla y produce una amplia gama de tecnologías de monitoreo líderes en la industria, entre las que se incluyen mediciones innovadoras, sensores, monitores de pacientes y soluciones de automatización y conectividad. Nuestra misión es mejorar los resultados de los pacientes y reducir el costo de la atención. Ha quedado demostrado, en más de 100 estudios independientes y objetivos, que la pulsioximetría Masimo SET® Measure-through Motion and Low Perfusion™, lanzada en 1995, supera a otras tecnologías de pulsioximetría20. Se ha comprobado que Masimo SET® también ayuda al personal clínico a reducir la retinopatía severa de los partos prematuros en neonatos21, mejora la detección de cardiopatías congénitas graves (CCHD) en recién nacidos22y, cuando se usa para el monitoreo continuo junto a Patient SafetyNet™ de Masimo en salas posoperatorias, reduce las activaciones del equipo de respuesta rápida, las transferencias a la UCI y los costos23-26. Se estima que Masimo SET® se usa en más de 200 millones de pacientes en los principales hospitales y otros entornos médicos de todo el mundo27 y es la pulsioximetría principal en 9 de los 10 hospitales más importantes según la clasificación de la 2021-22 U.S. News and World Report Best Hospitals Honor Roll (Lista de honor de los mejores hospitales en 2021 y 2022 de U.S. News and World Report)28. Masimo sigue perfeccionando SET® y anunció en 2018 que la precisión de la SpO2 en los sensores RD SET® en condiciones de movimiento se ha mejorado significativamente, al brindar al personal clínico mayor seguridad de que los valores de SpO2 en los que confían reflejan con precisión el estado fisiológico de un paciente. En 2005, Masimo presentó la tecnología rainbow® Pulse CO-Oximetry, que permite el monitoreo continuo y no invasivo de los componentes de la sangre que anteriormente solo podían medirse de forma invasiva, como la hemoglobina total (SpHb®), el contenido de oxígeno (SpOC™), la carboxihemoglobina (SpCO®), la metahemoglobina (SpMet®), el índice de variabilidad pletismográfica (Pleth Variability Index, PVi®), el índice registrado de interpretación vascular del médico (RPVi™, rainbow® PVi) y el índice de reserva de oxígeno (Oxygen Reserve Index, ORi™). En 2013, Masimo introdujo la plataforma de monitoreo y conectividad de pacientes Root® (Patient Monitoring and Connectivity Platform), construida desde cero para que sea lo más flexible y expandible posible a fin de facilitar la incorporación de otras tecnologías de monitoreo de Masimo y de terceros; las incorporaciones clave de Masimo incluyen el monitoreo de función cerebral de próxima generación SedLine® (Next Generation Brain Function Monitoring), la oximetría regional O3® (Regional Oximetry) y las líneas de muestreo de capnografía ISA™ (Capnography) con NomoLine®. La familia de Pulse CO-Oximeters® de monitoreo continuo y de comprobación aleatoria de Masimo incluye dispositivos diseñados para ser usados en una variedad de escenarios clínicos y no clínicos, entre los que se incluye la tecnología portátil sin sujeción, tal como los Radius-7® y Radius PPG™; dispositivos portátiles tales como Rad-67®; los pulsioxímetros para la yema de los dedos, como MightySat® Rx; y los dispositivos disponibles para su uso tanto en el centro de atención médica como en el hogar, como el Rad-97®. Las soluciones de automatización hospitalaria y conectividad de Masimo se centran en la plataforma Masimo Hospital Automation™ e incluyen la puerta de enlace Iris®, iSirona™, Patient SafetyNet, Replica™, Halo ION™, UniView®, UniView :60™ y Masimo SafetyNet™. Puede encontrar más información acerca de Masimo y sus productos en www.masimo.com. Puede encontrar todos los estudios clínicos publicados sobre los productos de Masimo en www.masimo.com/evidence/featured-studies/feature/.

ORi y RPVi no obtuvieron la habilitación 510(k) de la FDA y no están disponibles para la venta en Estados Unidos. El uso de la marca comercial Patient SafetyNet se realiza bajo licencia del University HealthSystem Consortium.

Referencias

  1. Xu N, Li L, Wang T, Jiao L, Hua Y, Yao D, Wu J, Ma Y, Tian T, Sun X. Processed Multiparameter Electroencephalogram-Guided General Anesthesia Management Can Reduce Postoperative Delirium Following Carotid Endarterectomy: A Randomized Control Trial. Front Neurol. 12 de julio de 2021. 12:666814. DOI: 10.3389/fneur.2021.666814.
  2. Lipowski ZL. Delirium in the elderly patient. N Engl J Med. (1989) 320:578–82. doi: 10.1056/NEJM198903023200907.
  3. Khadka J, McAlinden C, Pesudovs K. Cognitive trajectories after postoperative delirium. N Engl J Med. (2012) 367:30–9. doi: 10.1056/NEJMoa1112923.
  4. Inouye SK, Westendorp RG, Saczynski JS. Delirium in elderly people. Lancet. (2014) 383:911–22. doi: 10.1016/S0140-6736(13)60688-1.
  5. Bin Abd Razak HR, Yung WY. Postoperative delirium in patients undergoing total joint arthroplasty: a systematic review. J Arthroplasty. (2015) 30:1414–7. doi: 10.1016/j.arth.2015.03.012.
  6. Salluh JI, Wang H, Schneider EB, Nagaraja N, Yenokyan G, Damluji A, et al. Outcome of delirium in critically ill patients: systematic review and meta-analysis. BMJ. (2015) 350:h2538. doi: 10.1136/bmj.h2538.
  7. Inouye SK. The dilemma of delirium: clinical and research controversies regarding diagnosis and evaluation of delirium in hospitalized elderly medical patients. Am J Med. (1994) 97:278–88. doi: 10.1016/0002-9343(94)90011-6.
  8. Crocker E, Beggs T, Hassan A, Denault A, Lamarche Y, Bagshaw S, et al. Long-term effects of postoperative delirium in patients undergoing cardiac operation: a systematic review. Ann Thoracic Surg. (2016) 102:1391–9. doi: 10.1016/j.athoracsur.2016.04.071.
  9. Mashour GA, Woodrum DT, Avidan MS. Neurological complications of surgery and anaesthesia. Br J Anaesthesia. (2015) 114:194–203. doi: 10.1093/bja/aeu296.
  10. Asociación Estadounidense de Anestesiólogos (American Society of Anesthesiologists). Sitio web de la iniciativa de salud cerebral perioperatoria (Perioperative Brain Health Initiative). (2018). Disponible en línea en: https://www.asahq.org/brainhealthinitiative (con acceso el 16 de septiembre de 2018).
  11. Mohanty S, Rosenthal RA, Russell MM, Neuman MD, Ko CY, Esnaola NF. Optimal perioperative management of the geriatric patient: a best practices guideline from the American College of Surgeons NSQIP and the American Geriatrics Society. J Am College Surgeons. (2016) 222:930–47. doi: 10.1016/j.jamcollsurg.2015.12.026.
  12. O’Mahony R, Murthy L, Akunne A, Young J. Synopsis of the National Institute for Health and Clinical Excellence guideline for prevention of delirium. Ann Internal Med. (2011) 154:746–51. doi: 10.7326/0003-4819-154-11-201106070-00006.
  13. Instituto Nacional para la Calidad de la Sanidad y de la Asistencia (National Institute for Health and Care Excellence). Delirium in Adults. Londres: National Institute for Health and Care Excellence (2014).
  14. Brain Health. ASA. https://www.asahq.org/in-the-spotlight/brain-health. Con acceso el 13 de noviembre de 2021.
  15. Tang CJ, Jin Z, Sands LP, Pleasants D, Tabatabai S, Hong Y, Leung JM. ADAPT-2: A Randomized Clinical Trial to Reduce Intraoperative EEG Suppression in Older Surgical Patients Undergoing Major Noncardiac Surgery. Anesth Analg 2020; 131(4):1228-1236.
  16. Radtke FM, Franck M, Lendner J, Krüger S, Wernecke KD, Spies CD. Monitoring depth of anaesthesia in a randomized trial decreases the rate of postoperative delirium but not postoperative cognitive dysfunction. Br J Anaesthesia. (2013) 110:98–105. doi: 10.1093/bja/aet055.
  17. MacKenzie KK, Britt-Spells AM, Sands LP, Leung JM. Processed electroencephalogram monitoring and postoperative delirium: a systematic review and meta-analysis. Anesthesiology. (2018)129:417–27. doi: 10.1097/ALN.0000000000002323.
  18. Sieber FE, Zakriya KJ, Gottschalk A, Blute MR, Lee HB, Rosenberg PB, et al. Sedation depth during spinal anesthesia and the development of postoperative delirium in elderly patients undergoing hip fracture repair. Mayo Clin Proc. (2010) 85:18–26. doi: 10.4065/mcp.2009.0469.
  19. Whitlock EL, Torres BA, Lin N, Helsten DL, Nadelson MR, Mashour GA, et al. Postoperative delirium in a substudy of cardiothoracic surgical patients in the BAG-RECALL clinical trial. Anesth Analg. (2014) 118:809–17. doi: 10.1213/ANE.000000000000002.
  20. Los estudios clínicos publicados sobre oximetría de pulso y los beneficios de Masimo SET® pueden encontrarse en nuestra página web: http://www.masimo.com. Los estudios comparativos incluyen estudios objetivos e independientes que están conformados por resúmenes presentados en reuniones científicas y artículos de publicaciones profesionales revisados por pares.
  21. Castillo A et al. Prevention of Retinopathy of Prematurity in Preterm Infants through Changes in Clinical Practice and SpO2 Technology. Acta Paediatr. 2011 Feb;100(2):188-92.
  22. de-Wahl Granelli A et al. Impact of pulse oximetry screening on the detection of duct dependent congenital heart disease: a Swedish prospective screening study in 39,821 newborns. BMJ. 2009;Jan 8;338.
  23. Taenzer A et al. Impact of pulse oximetry surveillance on rescue events and intensive care unit transfers: a before-and-after concurrence study. Anesthesiology. 2010:112(2):282-287.
  24. Taenzer A et al. Postoperative Monitoring – The Dartmouth Experience. Anesthesia Patient Safety Foundation Newsletter (Boletín de la Fundación para la Seguridad del Paciente de Anestesia). Primavera-verano 2012.
  25. McGrath S et al. Surveillance Monitoring Management for General Care Units: Strategy, Design, and Implementation. The Joint Commission Journal on Quality and Patient Safety. 2016 Jul;42(7):293-302.
  26. McGrath S et al. Inpatient Respiratory Arrest Associated With Sedative and Analgesic Medications: Impact of Continuous Monitoring on Patient Mortality and Severe Morbidity. J Patient Saf. 14 de marzo de 2020. DOI: 10.1097/PTS.0000000000000696.
  27. Estimación: Datos de archivo de Masimo.
  28. http://health.usnews.com/health-care/best-hospitals/articles/best-hospitals-honor-roll-and-overview.

Declaraciones a futuro

Este comunicado de prensa incluye declaraciones a futuro tal como se las define en la Sección 27A de la Securities Act de 1933 y la Sección 21E de la Securities Exchange Act de 1934, en relación con la Private Securities Litigation Reform Act de 1995. Estas declaraciones a futuro incluyen, entre otras, declaraciones relacionadas con la eficacia potencial de Masimo Root® y de SedLine® y la combinación de parámetros del electroencefalograma procesado (“parámetros combinados”) en la reducción del delirio posoperatorio. Estas declaraciones a futuro se basan en las expectativas actuales acerca de los eventos futuros que nos afectan y están sujetas a incertidumbres y a riesgos difíciles de predecir, muchos de los cuales están fuera de nuestro control y podrían hacer que los resultados reales difieran materialmente y de modo adverso de lo expresado en nuestras declaraciones a futuro, como resultado de varios factores de riesgo que incluyen, entre otros: riesgos relacionados con nuestras suposiciones acerca de la repetibilidad de los resultados clínicos; riesgos relacionados con nuestra creencia de que las tecnologías de medición no invasivas únicas de Masimo, incluidas Root, SedLine y los parámetros combinados, contribuyen a resultados clínicos positivos y a la seguridad del paciente; riesgos relacionados con que las conclusiones y los resultados de los investigadores puedan ser imprecisos; riesgos relacionados con nuestra creencia de que los avances médicos no invasivos de Masimo brindan soluciones rentables y ventajas únicas; riesgos relacionados con la COVID-19; así como otros factores analizados en la sección “Factores de riesgo” de nuestros informes más recientes presentados ante la Comisión de Bolsa y Valores (Securities and Exchange Commission, SEC), disponibles de forma gratuita en el sitio web de la SEC en www.sec.gov. Aun cuando creemos que las expectativas reflejadas en nuestras declaraciones a futuro son razonables, no sabemos si nuestras expectativas resultarán correctas. Todas las declaraciones a futuro incluidas en este comunicado de prensa están expresamente calificadas en su totalidad por las anteriores declaraciones cautelares. Se advierte a los lectores no confiar indebidamente en estas declaraciones a futuro, las cuales solo afirman lo dicho al día de la fecha. No asumimos ninguna obligación de actualizar, enmendar o aclarar estas declaraciones o los “Factores de riesgo” contenidos en nuestros informes más recientes presentados ante la SEC, ya sea como resultado de nueva información, eventos futuros o u otros motivos, excepto cuando así lo exijan las leyes bursátiles aplicables.

El texto original en el idioma fuente de este comunicado es la versión oficial autorizada. Las traducciones solo se suministran como adaptación y deben cotejarse con el texto en el idioma fuente, que es la única versión del texto que tendrá un efecto legal.

Contacts

Masimo
Evan Lamb

949-396-3376

elamb@masimo.com