Rusia propone vacunar a toda la región de Latinoamérica contra el Covid-19

Rusia propone vacunar a toda la región de Latinoamérica contra el Covid-19

Desde que el presidente ruso, Vladimir Putin anunciara el registro de la primer vacuna contra el coronavirus, varios países latinoamericanos se han mostrado interesados en obtenerla, ya que se encuentran entre los más golpeados por la pandemia.

Rusia Foto: Presidencia de Rusia
Daniel Umanzor
  • Daniel Umanzor | 14-09-2020.3:20 pm.

El director del Fondo de Inversiones Directas de Rusia, (RDIF, por sus siglas en ruso), Kiril Dmítriev, el ente encargado de la negociación de los contratos con otros países para  adquirir la vacuna rusa contra el Covid-19, la Sputnik V, ha precisado que “América Latina es una prioridad”.

“América Latina es una prioridad. Primero porque sus países son amigos de Rusia y segundo por América Latina está abierta a un análisis honesto de la vacuna rusa”, indicó Dmítriev.

Queremos salvar gente en Rusia, en América Latina y en todo el mundo”, dijo el director del Fondo de Inversiones Directas de Rusia, a través de una videoconferencia con la agencia EFE.

Desde que el presidente ruso, Vladimir Putin anunciara el registro de la primer vacuna contra el coronavirus, el pasado mes de agosto, varios países latinoamericanos se han mostrado interesados en obtenerla, ya que se encuentran entre los más golpeados por la pandemia.

Como respuesta el gobierno ruso a través del Fondo de Inversiones Directas de Rusia, ha apostado por Latinoamérica no solo para la venta de la Sputnik V, sino que también para la realización de análisis clínicos, la transferencia de tecnología y la producción conjunta de la Sputnik V.

Rusia enviará a México 32 millones de dosis de vacuna contra el Covid-19

Dmítriev, explicó como el anuncio del registro de la vacuna rusa contra el Covid-19 despertó un “gran entusiasmo” en América Latina, Asia y Oriente Medios, mientras que otras naciones del “mundo occidental” reaccionaron con “gran envidia”

El director del fondo ruso también sostiene que el hecho de que el fármaco ruso se base en adenovirus humanos, convierte a la Sputnik V en una “vacuna orgánica” y no en vectores de adenovirus de mono o ARNm, que “están poco estudiados”.

“Es una vacuna que vivió en nuestros antepasados 100,000 años. Cuando entendieron lo que diferencia nuestro enfoque (…), vimos un gran interés por parte de los países latinoamericanos”, explicó.