El diputado del Partido Nacional, Oswaldo Ramos Soto, anunció este día que propondrá ante el Congreso Nacional que sea delito llevar capucha o mascara en las manifestaciones.

El anuncio lo hizo en una radio emisora capitalina.

Los manifestantes utilizan el método de taparse el rostro para que las fuerzas opresoras no los identifiquen y tomen represalias contra ellos.

Los escuadrones de la muerte se han caracterizado por este tipo de actos.

Con la propuesta de Ramos Soto, nadie podrá tener su rostro tapado en una manifestación.