Presidente de Líbano rechaza investigación internacional sobre estallido

Presidente de Líbano rechaza investigación internacional sobre estallido

Las declaraciones del gobernante se dan tras la visita del presidente francés, Emmanuel Macrón, quien pidió reformas profundas y un nuevo pacto político.

Presidente de Líbano rechaza investigación internacional sobre estallido. IMAGEN GETTY.
Jacqueline Alvarenga
  • Jacqueline Alvarenga | 07-08-2020.4:50 pm.

El presidente del Líbano, Michel Aoun, rechazó la investigación internacional orientada a descubrir las causas del estallido que dejó la mitad de Beirut, capital de la nación, destruida y decenas de fallecidos.

Para Aoun, cualquier investigación extranjera ¨diluiría la verdad¨ de los hechos, los cuales han sido fuertemente ligados a la negligencia de las autoridades tras ser advertidas del peligro del almacenaje de dos mil toneladas de nitrato.

Las declaraciones  del gobernante libanés sobre una investigación internacional se dan luego de la visita del presidente francés, Emmanuel Macrón, quien pidió reformas profundas y un nuevo pacto político para evitar el hundimiento de la nación.

Medios locales han destacado que el presidente utilizó el término ¨diluir¨ luego de ser consultado por un periodista que utilizó esa palabra durante la entrevista y luego fue replicada por el mandatario.

El gobernante horas después de ser consultado si creía que una investigación internacional se ¨diluiría la verdad¨ escribió en su cuenta de Twitter el mismo término.

Al posteo en Twitter se suman otra entrevista, en la cual el mandatario indicó que no descarta que el motivo del estallido no fue accidental como hasta ahora se maneja.

Para la máxima autoridad de la nación, que enfrenta enormes desafíos económicos y denuncias por actos irregulares, existe la posibilidad que haya sido una bomba u otro artefacto explosivo que provocó el estallido.

La explosión que dejó hasta el momento 150 muerto, 50 desaparecidos, 300 mil personas sin viviendas y una ciudad en ruinas, se registró en un almacén de donde estaban 2,750 toneladas de nitrato sin ninguna protección.

La población exige la dimisión de las autoridades por negligencia y pide una investigación internacional para saber la verdad sobre el suceso que pudo haberse evitado.