OACNUDH lamenta crimen de líder opositor y su esposa en Honduras

La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) lamentó este viernes el crimen del líder opositor Buenaventura Calderón y su esposa, Maribel de Calderón en La Mosquitia, Gracias a Dios,

A través de las redes sociales, la organización mundial expresó su solidaridad y exigió al régimen orlandista se dé con el paradero de los responsables.

Los Calderón, reconocidos dirigente del partido opositor Libertad y Refundación (Libre), fueron ultimados a balazos por hombres fuertemente armados.

Ambos fueron interceptados cuando regresaban de un negocio en Puerto Lempira, rumbo a su vivienda.

El comunicador, presidente del Patronato de la ciudad y militante de Libre había solicitado protección por amenazas a muerte.

Honduras, es uno de los países considerados de alta peligrosidad para defensores de derechos humanos y ambientalistas.

En los últimos meses se han registrado la muerte de al menos seis dirigentes garífunas, quedando en la impunidad.