El Ministerio Público solicitó al tribunal correspondiente una sentencia de 81 a 128 años de prisión en contra de la ex primera dama Rosa Elena de Lobo.

La esposa del exmandatario Porfirio Lobo Sosa enfrenta cargos por supuestos actos de corrupción en la distribución de donaciones.

De acuerdo con las conclusiones de la Fiscalía, a la Rosa Elena de Lobo se le debería de condenar a cadena perpetua por los ochos delitos de fraude cometidos.

En reiteradas ocasiones el exgobernante ha denunciado que los señalamientos en contra de su esposa derivan de una persecución política.

Lobo Sosa, indicó que los señalamientos fueron planificados en Casa Presidencial por cinco jinetes del Apocalipsis, dirigidos por Juan Orlando Hernández.

“Lo decidieron para cubrir otro caso que surgió en esos días… Con una fundación que tiene relación con la familia del presidente”, apuntó.