Más de 1 millón de cheques de estímulo por Covid-19 fueron enviados a personas ya muertas

Más de 1 millón de cheques de estímulo por Covid-19 fueron enviados a personas ya muertas

La información surge en el momento en que Trump pide otra ronda de cheques de estímulo por la pandemia de Covid-19

Cheque de estímulo Cheque de estímulo por pandemia de Covid-19
Daniel Umanzor
  • Daniel Umanzor | 25-06-2020.2:05 pm.

Al menos 1,1 millones de cheques de estímulo por la pandemia del nuevo coronavirus, Covid-19 fueron enviados a estadounidenses que ya habían muerto, por un total de casi 1.4 mil millones de dólares, según informó un informe de vigilancia publicado por el gobierno este jueves.

El informe de 403 páginas salió a la luz como parte de una revisión exhaustiva de los casi $3 mil millones que se dispusieron para gastos de alivio de coronavirus aprobados por el Congreso para la crisis sanitaria que se vivió en EEUU debido a la pandemia.

Como parte de la Ley CARES de 2.2 mil millones de dólares, el gobierno de EEUU envió cheques de estímulo, conocidos como pagos de impacto económico, de hasta 1,200 dólares el cual en la mayoría de los casos eran enviados a personas que presentaron declaraciones de impuestos sobre la renta entre 2018 y 2019, informó el Washington Post.

De acuerdo con la Oficina de Rendición de Cuentas del Gobierno de Estados Unidos (GAO, por sus siglas en inglés) los funcionarios del tesoro dijeron que para obtener los pagos lo más pronto posible, tras la aprobación de la Ley CARES, no se utilizaron los registros de defunción para detener los pagos dirigido a personas que estaban fallecidas.

El informe de la GAO indicó que para el 30 de abril, casi 1.1 millones de pagos por un total de casi 1.4 mil millones de dólares fueron destinados a personas fallecidas. Dicho informe surge en justo cuando el mandatario norteamericano, Donald Trump pide otra ronda de pagos de estímulo directo, y podría ser otra razón para que los republicanos rechacen la idea.

La GAO indicó que parte del problema era que, si bien el IRS tiene acceso al conjunto completo de registros de defunción. La Administración del Seguro Social, el Tesoro y la Oficina del Servicio Fiscal, quienes distribuyeron los pagos, no tenían acceso.

“El IRS y el Departamento del Tesoro se movieron con rapidez para desembolsar 160.4 millones de pagos por un valor de $269,000 millones. Las agencias afrontaron dificultades para entregar los pagos a algunos individuos, así como riesgos adicionales relacionados con la entrega inapropiada de pagos a individuos que no eran elegibles, como los fallecidos”, dijo la GAO en su informe.