La muerte de otro soldado latino se suma al caso de Vanessa Guillén

La muerte de otro soldado latino se suma al caso de Vanessa Guillén

El joven desapareció desde el 22 de mayo durante el Memorial Day. La última vez que fue visto fue acampando con unos amigos en el South Core Banks.

El soldado Enrique Román Martínez. Imagen facilitada por la familia del soldado de 21 años de edad Enrique Román Martínez.
Jacqueline Alvarenga
  • Jacqueline Alvarenga | 15-07-2020.1:40 pm.

A pocas semanas que se encontrara el cadáver de la soldado latina Vanessa Guillén se hacen del conocimiento público nuevos casos de crímenes en bases militares de Estados Unidos (EEUU).

Uno de los nuevos escándalos que reflejarían los abusos y muertes de militares ante el silencio del Pentágono.

La muerte de otro soldado, identificado como Enrique Román Martínez de 21 años de edad, se ha hecho de conocimiento público.

Martínez, desapareció desde el 22 de mayo durante el Memorial Day. La última vez que fue visto fue acampando con unos amigos en el South Core Banks, California del Norte.

Fue el Ejército el que confirmó el hallazgo de su cuerpo, encontrado completamente desmembrado cerca del campamento militar.

ASESINADO

La madre del joven soldado, habló con la cadena Telemundo, confiando que hasta el momento el Ejército no le ha dicho más de que su hijo está muerto.

“No nos han dicho nada. Mi hijo fue asesinado.. Son dos meses de angustia, de dolor, de no saber qué pasó”, dijo entre lágrimas y sollozos la progenitora.

Por su parte, ante las presiones el Ejército ha ofrecido 25 mil dólares para las personas que den información y aclaren el asesinato.

La doliente indicó que muchos en la unidad 37 Batallón de ingenieros de la Brigada en Fort Bragg saben lo qué ocurrió, pero por temor callan.

Una denuncia similar hizo la madre de la soldado Vanessa Guillén, quien llamó podrida a la base militar.

“No puedo entender por qué le hicieron esto… Él era un niño tan bueno”, dijo la hermana del joven, Griselda Martínez.

NORMA TORRES

La representante Norma Torres se unió a las exigencias de justicia y a los llamados a esclarecer el suceso.

Hasta el momento se conoce que los amigos llamaron después de 19 horas la desaparición, luego que todos se fueron a dormir la madrugada del 23 de julio.

El soldado Enrique Román Martínez, se había unido al Ejército cuando tenía 17 años, y cuatro años más tarde se había convertido en paracaidista de la División 82.