Israel identifica al menos 160 cohetes disparados desde el Líbano

Israel identifica al menos 160 cohetes disparados desde el Líbano

Ejército israelí informó que al menos 160 cohetes fueron disparados desde el Líbano hacia el norte de Israel.

Israel , cohetes libano Foto: Jalaa Marey/AFP/Getty Images
  • Karla Alvarez | 12-06-2024.5:47 pm.

Este miércoles, el norte de Israel fue blanco de un ataque masivo con cohetes lanzados desde el Líbano. En dos tandas consecutivas, la primera con 90 cohetes y la segunda con 70, los proyectiles impactaron en varias localidades, incluyendo la región de Baja Galilea y, por primera vez, la ciudad de Tiberias, situada a 65 kilómetros de la frontera.

La magnitud del ataque ha sido descrita como una de las más graves en número y alcance desde octubre. Según el comunicado oficial del Ejército israelí, “varios proyectiles fueron interceptados, mientras que otros cayeron en diversas áreas del norte de Israel, ocasionando incendios en múltiples localidades”. Las fuerzas israelíes respondieron al ataque bombardeando un lanzacohetes identificado como el origen de los primeros 90 proyectiles disparados.

Afortunadamente, según los servicios de emergencia israelíes, no se han reportado heridos hasta el momento. Sin embargo, la situación sigue siendo crítica y las alarmas continúan sonando en las localidades afectadas, instando a los residentes a buscar refugio.

La milicia chií Hezbolá ha reivindicado la autoría de hasta seis tandas de cohetes lanzados hacia Israel, incluyendo ataques específicos a las Granjas de Cheeba, una zona disputada históricamente por Líbano y Siria y actualmente bajo ocupación israelí en los Altos del Golán. Además, se reportaron impactos en una base militar en el Monte Meron.

Este masivo bombardeo parece ser una respuesta a la reciente muerte de cuatro milicianos de Hezbolá, incluidos su comandante Taleb Sami Abdallah, conocido como “Al-Haj Abu Taleb”, quien es el más alto cargo eliminado por Israel desde octubre. Según fuentes de seguridad, el ataque israelí que resultó en estas bajas tuvo lugar en el sur del Líbano durante la madrugada.

En represalia por estos ataques, la aviación israelí bombardeó “objetivos terroristas” de Hezbolá, incluyendo una estructura militar y un puesto de lanzamiento en Aitaroun, así como infraestructuras en Meiss El Jabal y una célula de lanzamientos en Deir Aames, en el sur del Líbano.

Desde el inicio de las hostilidades en octubre, la frontera entre Israel y Líbano ha experimentado su mayor pico de tensión desde 2006, con intercambios de fuego que han dejado un saldo mortal significativo. Hasta la fecha, aproximadamente 490 personas han perdido la vida, la mayoría en el lado libanés y entre las filas de Hezbolá, que ha reportado unas 310 bajas, algunas en Siria. En Israel, se contabilizan 25 muertes, de las cuales 10 son civiles.

Las hostilidades actuales en la frontera comenzaron el 8 de octubre, en reacción a la escalada de conflicto en la Franja de Gaza, donde Hezbolá ha mostrado su solidaridad con las milicias palestinas. Desde entonces, el intercambio de fuego ha ido en aumento, haciendo temer la posibilidad de una guerra abierta entre las partes.

La reciente escalada de violencia en la frontera israelí-libanesa destaca la frágil situación en la región y el riesgo constante de una mayor conflagración. La situación exige una urgente intervención diplomática para evitar una guerra a gran escala que podría tener consecuencias devastadoras para ambos países y para la estabilidad de la región en general.

Israel libera a cuatro rehenes: “Es una heroica actividad operativa”