La grave crisis de inseguridad que viven los hondureños esta obligando a que se tomen medidas de cuidado por sus propios recursos.

El turno para defenderse por sus propios metodo le llegó a la Colonia Zapote Centro en Comayagüela, MDC.

La determinación es que a partir de las 9:00 de la noche deben estar cerradas las pulperías, los taxis no podrán circular y tampoco las personas pueden andar en la calle.

Se desconoce si hay alguna penalización para quienes no cumplan con las medidas impuestas por los mismos pobladores.

La decisión es para evitar que se susciten asesinatos en la colonia, ubicada en una de las zonas más conflictivas de la capital.

En Honduras se cuenta con muchísimos cuerpos de seguridad creados por el actual gobierno (TIGRES, ATIC, Fuerza Nacional Antiextorsión, Policía Militar, FUSINA, entre otros), pero ninguno ha podido combatir los altos niveles de violencia que se viven en Honduras y lo que ha causado es la militarización de la sociedad.