Un informe elaborado por consultores nacionales e internacionales publicado este jueves en la página web del Banco de Desarrollo Holandés (FMO en sus siglas en inglés), establece que el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca debe continuar porque representa la ejecución de proyectos sociales y económicos para varias comunidad del departamento de Intibucá, al occidente de Honduras.

Según el texto, señala que el retiro del FMO, que es parte de los organismos internacionales del proyecto que ha venido ejecutando la empresa Desarrollos Energéticos, S.A. (DESA), crea potenciales efectos negativos si no se encuentra financiamiento alternativo, ya que las obras de desarrollo social y  económico se detendrán y los ingresos de la producción energética no llegarán a las municipalidades.

Lea el informe aquí: INDEPENDENT FACT FINDING MISSION ISSUES THEIR REPORT ON AGUA ZARCA

También señalan que el informe es que los potenciales empleos se perderán y los resentimientos continuarán alimentando la división entre las comunidades en el área de afluencia del proyecto.

El resumen ejecutivo del informe deja por sentado el retiro definitivo del FMO del proyecto, ya que recomienda que el organismo debe comunicar a las comunidades su decisión y les consulte para ver cómo se podría cumplir con algunos de los proyectos locales que se esperaban obtener.

El estudio reconoce que el proyecto ganó notoriedad internacional en marzo pasado a raíz del asesinato de la extinta lideresa indígena y ambientalista, Berta Cáceres, principal opositora de Agua Zarca por la explotación del río Gualcarque.

Asimismo que al momento de la redacción del documento, nadie había sido declarado culpable por el asesinato de la ex presidenta del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh). Sin embargo menciona que cinco personas han sido arrestadas, entre ellas un empleado y otro exempleado de DESA  y los tres restantes, militares de las Fuerzas Armadas.

*Criterio.hn