Hong Kong: Policía podrá hacer registros sin orden judicial

Hong Kong: Policía podrá hacer registros sin orden judicial

Con los nuevos poderes, la policía tiene la facultad de vigilar y suprimir de internet cualquier información que viole la seguridad nacional.

Policía de Hong Kong con poderes ante la nueva Ley de Seguridad Nacional. Policías de Hong Kong. (Getty Images)
Jacqueline Alvarenga
  • Jacqueline Alvarenga | 07-07-2020.1:20 pm.

La nueva Ley de Seguridad Nacional que entró en vigor en Hong Kong permite a la policía realizar registros sin orden judicial, haciendo más vulnerable el respeto de los derechos de los ciudadanos.

Otras de las atribuciones de la policía es el control de la información que es publicada en Internet.

La información, sobre las nuevas disposiciones o alcances de la nueva Ley fueron publicadas la noche del lunes, en un extenso  documento. En resumen, con es estamento los poderes de la policía se ampliaron considerablemente.

REDES SOCIALES

La aprobación de la polémica ley se da justo cuando Facebook, Google y Twitter confirmaron que no responderían a las demandas de información sobre sus usuarios procedentes de Hong Kong.

Con los nuevos poderes, la policía tiene la facultad de vigilar y suprimir de internet cualquier información que viole la seguridad nacional.

Asimismo, pueden ordenar a las empresas del sector internet o suministradores de servicio retirar cualquier información de las redes sociales.

Si existen una negativa, la ley establece multas y condenas que pueden llegar hasta un año de cárcel.

INDEPENDENCIA

Sobre las posturas independentistas en Hong Kong es violatorio a la seguridad nacional toda opinión política que incite a la emancipación o a la autonomía del territorio.

“Estas disposiciones son aterradoras porque dan a la policía poderes que normalmente están vigilados por el poder judicial”, dijo el abogado Anson Wong Yu-yat.

La Ley de Seguridad Nacional entró en vigor el pasado 30 de junio, un día antes que se conmemorara la retrocesión de la ciudad a China en 1997.