Según el estudio elaborado por Organización de la Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y otras agencias, Honduras se encuentra en el top 5 de los países con más hambre de América Latina.

El ranking lo lidera Bolivia con el 19.8% de su población subalimentada, seguido por Nicaragua con el 16.2% y Guatemala con el 15.8%.

En cuarto lugar se encuentra Honduras con el 15.3% de su población subalimentada, es decir, de personas que no ingieren calorías necesarias para su actividad diaria. El informe revela que 1.4 millones de niños viven en desnutrición en el país.

En quinto lugar se encuentra Venezuela con 11.7% de su población.

Estos países tienen varios elementos comunes explica Ricardo Rapalo, oficial de la FAO: “Tienen grandes cantidades de población rural, son muy vulnerables a los efectos climáticos y tienen dificultades para acceder a servicios públicos necesarios para la seguridad alimentaria.”

A esos datos también hay que agregar la corrupción de sus gobiernos, que emplean recursos para seguir enriqueciendo sus bolsillos y no para ayudar a los más vulnerables.

Países de América Latina (cuya lengua oficial es el español o el portugués)Porcentaje de su población subalimentada
Bolivia19,8
Nicaragua16,2
Guatemala15,8
Honduras15,3
Venezuela11,7
Paraguay11,2
República Dominicana10,4
El Salvador10,3
Panamá9,2
Perú8,8
Ecuador7,8
Colombia6,5
Costa Rica4,4
México3,8
Chile3,3
Uruguay2,5
Brasil2,5
Cuba2,5
Fuente: FAO

Comparando 2017 con 2016, el número de personas subalimentadas en la región aumentó en 400,000 personas subalimentadas y actualmente la cifra total es más de 39 millones.

Latinoamérica tiene un nivel de desnutrición aguda infantil de 1,3% de su población , lo que equivale a 700,000 niños menores de cinco años, y que está muy por debajo del promedio global.