Honduran President Juan Orlando Hernandez sits after a meeting in the Cabinet Room of the White House on July 25, 2014 in Washington. Hernandez and his counterparts from Guatemala and El Salvador met with US President Barack Obama to speak about the number of immigrants, specifically children, leaving the Central American region for other countries including the United States. AFP PHOTO/Brendan SMIALOWSKI
El presidente Juan Orlando Hernández aún no se pronuncia sobre las acciones que hará ante el cierre de reconocidos negocios por la ola de inseguridad que vive Honduras.

Solo el día de hoy 25 de abril se conoció que dos reconocido negocios cierran sus operaciones porque ya no aguantan el impuesto de guerra que les hacen.

En Tegucigalpa el famoso gimnasio Body Gym de la reconocida Lourdes Bertrand, mejor conocida como “La Gata”, anunció que esta semana será la última de operaciones, después de 11 años de estar al mando del negocio y de 1 año de estar pagando el impuesto de guerra, ya se le hace impagable y prefiere cerrar ante sufrir consecuencias más graves.

El Gimnasio Body Gym se encuentra en la zona de Las Lomas, zona exclusiva y residencial de la capital y también está a pocos metros de Casa Presidencial, la cual pasa rodeada de militares y policías 24/7.

En la zona norte del país, La Ceiba, la reconocida empresa de transportes, Cristina, también tomó la misma decisión desde el día de ayer domingo. “No es posible que el gobierno no haga algo, estamos perdiendo choferes, pasajeros y quema de buses, preferimos cerrar a pagar ese impuesto de guerra”, dijo su gerente general en HCH.

En su cuenta de Twitter, Hernández no se ha manifestado por lo que está pasando en el país, sin embargo, si tiene lo que ha pregonado todo los fines de semana, los “Activate”. Al parecer, la estrategia del gobierno es hacer como si no pasa nada el país y salir a correr todos los domingos, ignorando que los hondureños salen a correr todos los días pero del miedo ante la ola de violencia que vive Honduras.