El Congreso guatemalteco decidió impedir que la banda europea hiciera presentaciones en el país por ser un “insulto a la moral cristiana y las buenas costumbres”.

La banda de black metal Marduk, fundada en 1990, aparte de no ser bienvenida en Guatemala, su veto está en proceso en Colombia. Diversos grupos se opusieron a la realización de shows en vivo, al punto que fueron prohibidas a través de leyes.

Algunos de los argumentos contra Marduk es que su música es blasfema, tóxica para la juventud y contraria a las buenas costumbres. Estos, finalmente le dieron la razón a quienes querían que la banda no entrara al teritorio guatemalteco. Con 87 votos contra 13, se vetó a la agrupación sueca.

Durante la sesión en el Congreso, el diputado Oliverio García manifestó que: “Hasta donde yo sé, somos un pueblo mayoritariamente cristiano y debemos guardar respeto a nuestras costumbres (…) respeto la religiosidad del pueblo guatemalteco”, según reporta El País.

Eva Monte Bac, diputada, habló en favor de Marduk y aseguró que de seguir esta lógica, hay más estilos musicales que deberían restringirse. “Si vamos a prohibir esa música, empecemos por el reggaetón y los narcocorridos, plagados de mensajes misóginos. Es la cuarta vez que ese grupo viene a Guatemala. Los diputados no deberían ser hipócritas”, dijo Monte Bac.

El show programado para el 11 de octubre deberá ser cancelado tras la decisión tomada por los parlamentarios.