Tras el tercer día de toma, los estudiantes de Medicina y Enfermería de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, han anunciado que solo les darán a las autoridades un plazo de 24 horas para la solución a las peticiones.

Los estudiantes argumentan que, aunque se haya firmado el convenio, el mismo presenta algunas ambigüedades y no están de acuerdo con lo que se ha firmado exigiendo que se realice un nuevo análisis del documento.

Exigen también que de una vez por todas se puedan definir los programas de asignación de las plazas para su trabajo social ya que no solo los afecta a ellos si no también a los pasantes de las carreras Odontología y Nutrición.

Las instalaciones han permanecido tomadas desde el lunes para exigir a las autoridades que firmaran el convenio donde a su vez solicitaban una reunión con las autoridades para hablar sobre la petición.

Se estimaba que para el mes de noviembre estarían entrando al séptimo retraso o espera a que inicie su práctica, requisito obligatorio  para obtener su título universitario.