Estudiante toma clases en la calle por falta de internet en su casa

Estudiante toma clases en la calle por falta de internet en su casa

Con un celular sencillo y sus cuadernos, la estudiante cada día se siente afuera de un edificio del ayuntamiento, donde hay acceso gratuito a internet.

Estudiante toma clases en la calle por falta de internet en su casa. “Me gustaría ser médico ginecoobstetra, pedagoga o integrante de la Sinfónica Nacional”. (Especial)
Jacqueline Alvarenga
  • Jacqueline Alvarenga | 03-09-2020.2:24 pm.

México.- La frase “el que quiere busca los medios”, es perfecta para describir a una estudiante de 14 años de edad que toma sus clases virtuales en la calle por falta de acceso a internet en su casa.

La jovencita, identificada como Hadassa Dessire Monasterio Gonzáles,  es pasante del tercer grado en un colegio de  secundaria en la comunidad de Tierra Blanca, México.

Con un celular sencillo y sus cuadernos, la estudiante cada día se siente afuera de un edificio del ayuntamiento, donde hay acceso gratuito a internet.

Monasterio Gonzáles, sabe los que quiere para su futuro y ante la imposibilidad de tomar sus clases por televisión, porque en su casa no existe este electrodoméstico, ha logrado estudiar en tiempos de pandemia accediendo al internet gratuito.

La extrema pobreza en la que vive no ha sido impedimento para que busque los medios para salir adelante con el apoyo de su madre, quien con mucho esfuerzo de compra los instrumentos más indispensables para que cumpla con sus labores estudiantiles.

Su madre es una vendedora ambulante, actualmente tiene un puesto de dulces justo enfrente del ayuntamiento donde se sienta a recibir sus clases. “Mi mamá con mucho sacrificio me compró un violín, porque me dijo que en este confinamiento tenía que aprender algo nuevo”, dijo la jovencita al agradecer el apoyo de su progenitora.

La adolescente sueña con ser ginecobstetra, pedagoga o integrante de la Sinfónica Nacional de México, razón por la cual hace lo imposible por no perder un tan solo día de clases.

“En casa no tengo posibilidades de tomar mis clases, ni hacer mis tareas, de lunes a viernes vengo desde la mañana para poder entrar a la señal de WiFi”, apuntó la estudiante.

El caso de la jovencita es uno de miles que se viven en el mundo en plena pandemia de coronavirus, la falta de acceso a internet obliga a muchos a buscar formas para poder acceder a sus clases en línea.