Personal de la embajada de los Estados Unidos (EEUU) en Honduras le negaron la visa al jugador de la selección nacional del país, Jafeth Enrique Chávez por una penalización que tiene su padre por autoridades estadounidenses.

La denuncia la realizó el director y entrenador de las Fuerzas Básicas del Sauce, Iván Valladares; cuestionando fuertemente el silencio de la Federación Nacional de Fútbol.

“El papá tenía un penalización, él (progenitor) se fue confiado que a su hijo se la iban a dar porque tenía el respaldo de la Federación”, dijo Valladares.

Sobre la condición psicológica del joven aseguró que está deprimido por no poder representar a Honduras por segunda vez, luego que le privarán otros viajes a México y Caimán.

El entrenador calificó a Valladares como un joven promesa del fútbol hondureño que merece viajar y que la Federación tome cartas en el asunto.

“Dañarlo a él es dañar al país, ustedes dañan a un defensa central fuerte y bueno, truncarle eso sería un daño irreversible para la selección nacional de Honduras”, puntualizó.