Cristiano Ronaldo ha dejado a la Juventus en inferioridad númerica sobre el terreno de juego a la media hora al ver la cartulina roja por una discutida acción con el central del Valencia, Murillo, dentro del área. Cuando el balón se encontraba en el vértice derecho del área che, CR7 ha tenido un rifirafe con el jugador valencianista que acabó en el suelo tras un leve contacto con el de la Juventus. Cristiano, enfadado, recriminó la acción a Murillo y el colegiado decidió tras consultar con el juez de fondo decidió la expulsión.

Abatido, Cristiano abandonó el campo entre lágrimas cuando el marcador reflejaba un empate a cero entre juventinos y valencianistas. Ahora, el Valencia dispondrá de más de una hora de juego para tratar de desnivelar la balanza a su favor en la primera jornada de la fase de grupos de la Champions League.