La Concesionaria Vial de Honduras (Covi) será la encargada del cobro de peaje en el Canal Seco, cuyo tramo estará listo a finales del presente año.

El cobro está planificado para enero del 2020, cuando culmine el proyecto de infraestructura realizado por Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H).

La obra está lista en un 98 por ciento y contempla el tramo en Goascarán, Valle, que une la carretera CA-5, desde Comayagua.

Son 101 kilómetros de carretera financiado por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Autoridades de Covi detallaron que en los 101 kilómetros se instalará un caseta de peaje, cuyo costo será a base de negociaciones.

La obra se entregará con ocho años de retraso luego que la empresa CAABSA abandonara el proyecto por modificaciones de diseño.

Por lo antes expuesto el gobierno deberá pagar una multa por el incumplimiento, el cual podría ser trasladado a los conductores.