Brasil. El magistrado Sergio Moro, quien es responsable de encarcelar a expresidente progresista Lula da Silva, ha aceptado ser ministro de Justicia de ese país. La noticia la dio a conocer el mismo minutos después de una reunión en la casa del presidente electo, Bolsonaro.

El instructor de las mayores investigaciones del caso Lava Jato (Operación “Lavado de Autos”) , en 2014 en Brasil, ahora pasa a la política a pesar de que solía decir que no pretendía entrar nunca en ella. “Jamás, jamás, soy un hombre de justicia no un hombre de política”.

A pesar de su constante negaciones de que jamás entraría a la política, el juez ha aceptado la invitación del presidente de ultraderecha Jair Bolsonaro, para asumir el ministerio de Justicia y de Seguridad Pública.

El ex presidente Lula Da Silva le dedicó un demoledor tuit a Moros. En el tuit, Lula adjunta la primera plana de un periódico donde Moros se jactaba de decir: “Jamás entraría a la política”.

Sergio Moro dijo que el respeto a la constitución, la ley y el derecho, lo han llevado a tomar esta decisión para poner en marcha una agenda fuerte de lucha contra la corrupción y el crimen organizado.

Al aceptar esta invitación “significa consolidar los avances de la lucha contra el crimen y la corrupción de los últimos años y alejar los riesgos un retroceso por el bien mayor”.

En cuanto a la decisión tomada por el juez, la presidenta del Partido de los Trabajadores PT, mostró su su  inconformidad vía twitter, aludiendo que alguien que ha tenido una influencia tan grande en el devenir político del país ahora pase al gobierno.