Jair Bolsonaro, presidente electo de Brasil, volvió a sorprender con sus declaraciones. Afirmó que el pueblo brasileño “no sabe todavía lo que es la dictadura”.

Bolsonaro, excapitán de reserva, nunca ha ocultado su admiración por la dictadura militar que vivió Brasil (1964-1985). Después de mantener una conversación telefónica con el primer ministro de Hungría, Viktor Orbán, también conocido por sus discursos xenófobos y contra la inmigración, Bolsonaro emitió esos comentarios.

“Hungría es un país que sufrió mucho con el comunismo en el pasado, es un pueblo que sabe lo que es la dictadura. El pueblo brasileño no sabe todavía lo que es la dictadura, no sabe lo que es sufrir en manos de esas personas”, aseguró Bolsonaro a la prensa brasileña.

El presidente electo también afirmó que con “total certeza”, Hungría será “un gran socio” para Brasil.

En septiembre, el Parlamento Europeo votó a favor de sancionar a Hungría por incumplir los valores democráticos. Bolsonaro afirmó que Europa está sufriendo con la inmigración desordenada y criticó la Ley de Inmigración aprobada el año pasado en Brasil.

“Yo estaba en contra de esa última Ley de Inmigración que transformó a Brasil en un país sin fronteras. No podemos permitir la entrada indiscriminada de los que quieren venir aquí. Si esa ley continúa en vigor, cualquiera puede entrar y llega con más derechos que nosotros”, declaró Bolsonaro.