Debido a los bajos sueldos y las condiciones inciertas que viven los empleados de la multimillonaria compañía de comercio electrónico, el senador y activista estadounidense Bernie Sanders criticó fuertemente a Jeff Bezos, dueño de Amazon, que es la empresa norteamericana valorada en 1 trillón de dólares.

 

En uno de sus tuits, Bernie Sanders expresó “Los trabajadores de Amazon están orinando en botellas porque tienen miedo de no cumplir con los objetivos de productividad, según James Bloodworth (@J_Bloodworth) quien fue encubierto a un almacén de Amazon en el Reino Unido.”

 

@J_Bloodworth, es la cuenta en Twitter del escritor y periodista ingles que ingresó encubierto al almacén de Amazon en Reino Unido, y a través de su libro “Low Wage Britain” desenmascaró los abusos laborales de varias empresas incluyendo Amazon.

 

Sanders considera absurdo que empleados en una compañía multimillonaria sean subsidiados y obligados a depender de los programas del gobierno como el “Medicaid”, las estampillas para los alimentos y el “public housing” que es un tipo de vivienda pública.

 

“En pocas palabras, los contribuyentes de este país no deberían tener que subsidiar empleados en una compañía propiedad del Sr. Bezos, que vale 155 trillones de dólares. Eso es absurdo” dijo el Sanders en el comunicado.

 

Los problemas para Amazon no solo son en Estados Unidos, también en Escocia donde la primera ministra de este país Nicola Sturgeon ha perdido la paciencia con Jeff Bezos, el hombre mas rico del mundo. Constantemente él se negó a pagar una tarifa recomendada de 8.75 euros la hora, para garantizar estándares de vida básicos para los empleados según la primer ministra Sturgeon. Por esa razón se suspendieron las subvenciones millonarias para Amazon hasta que paguen a los trabajadores escoceses el salario vital.