Autoridades en Bahamas confirmaron este martes la muerte de 50 personas por el paso del huracán Dorian, que permaneció en Estados Unidos (EEUU) por diez días, uno de los más largos de la historia.

“Esperamos encontrar más personas muertas a medida que avanzan las operaciones de búsqueda”, dijo la policía de Bahamas.

Se espera que el número de fallecidos incremente a medida continúen las operaciones de rescate y limpieza en el archipiélago.

La región permanece bajo escombros y en fase de emergencia por los significativos daños causados.

Un grupo de científicos y expertos evalúan el impacto que este tuvo a la naturaleza y la vida silvestre, y se teme la posible extinción del pájaro conocido como trepador cabecipardo, una especie endémica de el archipiélago.