Bachelet “horrorizada” por situación de migrantes en frontera de EE.UU

Este lunes, a través de un comunicado, la alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, ha asegurado sentirse “horrorizada” por las condiciones en las que Estados Unidos mantiene a los migrantes detenidos en la frontera.

Bachelet afirma estar “profundamente conmocionada”, como “madre y pediatra”, por el hecho de que los niños migrantes detenenidos en los centros de detención se ven “obligados a dormir en el suelo en instalaciones superpobladas, sin acceso a la atención médica y la comida y con malas condiciones de saneamiento”.

En distintos lugares del mundo y en Estados Unidos se han denunciado las situaciones de los inmigrantes y se ha exigido la protección, sobre todo a los menores de edad, contra lo que algunos llaman auténticos “campos de concentración”.

El informe, “Alerta de Gestión”, fue presentado a principios de julio por auditores del Gobierno estadounidense. En el se publicaron imágenes impactantes de las situaciones de “serio hacinamiento” en las que viven los migrantes en las instalaciones de la Patrulla Fronteriza de Valle de Río Grande, al sur de Texas.

El documento llama al Departamento de Seguridad Nacional a que tome medidas en cuanto a las condiciones de los centros de detención de inmigrantes indocumentados.

En los últimos días, según un Informe del Departamento de Justicia de EE.UU, en cuatro años, el Gobierno de Estados Unidos ha recibido más de 4,500 quejas de abuso sexual a menores migrantes que se encontraban recluidos en los centros de detención de migrantes financiados por el gobierno estadounidense.

Las quejas han ido en aumento durante la administración Trump que ha impulsado la separación de las familias de migrantes en la frontera sur de Estados Unidos.

Los registros del Departamento de Justicia han revelado que, miembros adultos del personal que trabaja en los centros de detención, habían hostigado y agredido a niños, entre ellos caricias y besos a menores, observándolos mientras se duchaban y violándolos. También se sospecha de abuso de menores por parte de otros menores.