La periodista búlgara Victoria Marinova, que laboraba en una cadena de televisión local y para la emisora TVN fue asesinada la noche del sábado pasado.. Era animadora de un programa de asuntos sociales locales de Ruse, puerto sobre el río Danubio en la frontera con Rumania.

El cuerpo de Marinova fue encontrado este sábado cerca de un callejón peatonal en el norte del país en un área con mucha vegetación, según lo informado por los medios estatales búlgaros.

La investigación arrojó que la causa de su muerte fue por asfixia y golpes en la cabeza que le ocasionó un traumatismo, así lo informó el fiscal regional de Ruse, Georgui Georguiev a la vez añadió que por el momento su crimen puede estar relacionado con el trabajo de la periodista. Las fuentes policiales dicen que no es seguro que la actividad profesional fuera el motivo del asesinato.

Se presume que su asesinato se debió a que durante su último programa de televisión reveló prácticas corruptas en la realización de unos proyectos de la Unión Europea (EU), donde involucran a empresarios y a candidatos electos del país. Durante su programación realizó dos entrevistas a dos conocidos periodistas de investigación, al rumano Attila Biro, Dimitar Stoyanov los cuales están investigando los eventuales fraudes.

Durante la investigación del crimen, su teléfono móvil, llaves del coche, gafas y algunas prendas desaparecieron.

Tras su asesinato, la comunidad internacional de periodismo se expresó por el suceso. Harlem Decir, responsable de la libertad de prensa OSCE en su cuenta de Twitter escribió: “conmocionado por el horrible asesinato” de la periodista y pidió “una investigación plena y exhaustiva” del caso.

ARRESTAN A SOSPECHOSO

La Policía Nacional ha detenido en Madrid a seis aluniceros, entre ellos el conocido Gregorio Rodríguez, alias Goyito, por asaltar bancos, en concreto seis oficinas bancarias de la capital y otra en la localidad madrileña de Alcalá de Henares.

Según informa la Policía Nacional, la organización estaba formada por “viejos conocidos” de este cuerpo que han ingresado en prisión tras su puesta a disposición judicial.

Agentes del mismo cuerpo ya detuvieron el pasado 10 de abril a Goyito y a otras cuatro personas, entre ellas un hermano suyo, que suman un centenar de antecedentes, tras haber robado en aquella ocasión en un concesionario de coches de Madrid tres vehículos de alta gama después de reventar la luna del establecimiento con otro coche.