El incremento de casos de dengue, que abarrotan el hospital Mario Catarino Rivas, mantiene en alerta a las autoridades ante la posibilidad de una epidemia.

De continuar con la falta de respuesta para eliminar el zancudo transmisor, Honduras se vería en serios problemas para junio.

El epidemiólogo Ramón Arita sugirió a la Secretaría de Salud tomar las medidas necesarias que eviten la proliferación de casos.

Datos oficiales registran a nivel nacional más de 800 casos de dengue hemorrágico y la muerte de una menor que está bajo investigación.