Abren el primer buzón para abandonar bebés en Bruselas, Bélgica

Abren el primer buzón para abandonar bebés en Bruselas, Bélgica

El buzón ha sido abierto en el distrito de Evere en Bruselas, y permitirá que los padres que quieran renunciar a sus hijos puedan abandonarlo de manera anónima.

buzón para bebés Bélgica Foto: BELGA/DIRKX
Daniel Umanzor
  • Daniel Umanzor | 10-09-2020.2:11 pm.

La Organización No Gubernamental (ONG), Corvia ha anunciado la apertura del primer buzón para abandonar bebés de manera anónima en la ciudad de Bruselas, Bélgica.

El buzón ha sido abierto en el distrito de Evere en Bruselas, y permitirá que los padres que quieran renunciar a sus hijos puedan abandonarlo de manera anónima.

Mathilde Pelsers, portavoz de Corvia, indicó que el buzón será abierto el próximo mes de octubre y dijo: “Nos felicitamos, porque cada niño debería tener derecho a un futuro”.

Estaba previsto que este buzón fuera instalado el pasado 17 de septiembre de 2017, sin embargo el anterior alcalde de la ciudad lo prohibió ese mismo días.

La ONG tuvo que litigar durante 3 años en el Consejo de Estado para anular la decisión del alcalde, bajo el argumento a que el buzón no incitaba el abandono de los menores o recién nacidos, sino que más bien “ofrecía una posibilidad a las madres de dejar a su hijo conseguridad”.

La prohibición ha quedado anulada y ahora con el apoyo del alcalde Ridouane Chahid, la ONG instalará el buzón para bebés. En el país europeo ya ha se había instalado un dispositivo de este tipo hace unos 20 años.

Esta iniciativa ya existe en países como Estados Unidos, donde actualmente hay unos 13 buzones para depositar bebés que fueron instalados a principios de 2019 en los estados de Ohio, Indiana y Arizona.

EE.UU: Instalan buzones para bebés no deseados

Esta iniciativa fue respalda por la organización Safe Haven Baby Boxes (SHBB), una fundación que busca disminuir el número de muertes de recién nacidos que son abandonados en las calles.

Monica Kelsey fundadora del proyecto en 2017, indicó que “las personas que toman esa dura decisión suelen ser muy jóvenes y no quiere que nadie se entere de lo sucedido”.

“Frente a los sentimientos de vergüenza y de culpa que esto les genera, muchas eligen abandonar a sus bebes en las puertas de hospitales, comisarías o estaciones de bomberos”, agregó.